Violencia NicaraguaEste martes 24 de abril, Lafede.cat (federación de las ONG catalanes a la cual pertenece Justícia i Pau) publicaba un comunicado donde expresaba su preocupación por la situación actual de Nicaragua a raíz de las protestas contra la reforma de la seguridad social que pretende impulsar el gobierno de Daniel Ortega.


Dicha reforma consistía en la aplicación de una reducción del 5% en las pensiones i en un aumento de la cantidad a cotizar del 3,5% y del 0,75% para empresarios y trabajadores respectivamente. Como reacción a las intenciones del gobierno, el pasado jueves 19 de abril se dio comienzo a una oleada de protestas por las que, de acuerdo con el colectivo Articulación Feminista Nicaragüense ya han muerto 25 personas, la mayoría de las cuales a causa del fuego de la policía y fuerzas paramilitares que dan su apoyo al gobierno actual.


Por otra parte, el gobierno nicaragüense ha dado marcha atrás respecto a la aprobación de la ya mencionada reforma y ha lanzado un llamamiento, mediante su vicepresidenta Rosario Murillo, a la reanudación de las negociaciones con el Consejo Superior de la Empresa Privada de Nicaragua para llegar a un consenso que permita reformar la seguridad social nicaragüense y acabar con la violencia en las calles.


Desde Justícia i Pau nos queremos sumar a la condena a la violencia, sea cual sea su procedencia y a la demanda de diálogo, que parece que ya empieza a producirse entre las partes.