pena mortLa pena de muerte es un tema muy controvertido en los Estados Unidos y tiene una historia muy complicada. En el mundo actual, los Estados Unidos es uno de los cincuenta y ocho países que usa la pena de muerte, y es el único país oeste que todavía continúa esta práctica. Pero la pena de muerte es un castigo que depende de cada estado miembro de los Estados Unidos, actualmente diecinueve estados no la practican y solamente en cuatro de ellos el gobernador ha acordado una moratoria indefinida. Hay mucha polémica sobre este tema en los Estados Unidos y en el mundo. Antes de examinar la política en torno a la pena de muerte, es importante examinar su historia en los Estados Unidos.

La pena de muerte ha existido en los Estados Unidos desde el tiempo de las colonias. La primera ejecución grabada ocurrió en 1608. El movimiento abolicionista provee las primeras acciones y pensamientos contra este castigo. Durante el siglo XIX, algunos estados redujeron el número de delitos que comportaban la pena de muerte, pero estos mismos estados todavía usaban este castigo para los delitos más serios, como el asesinato en primer grado y la traición. Además, en el siglo XIX, los estados de Michigan, Wisconsin y Maine abolieron la pena de muerte. La primera mitad de siglo XX interrumpió este movimiento progresivo con la influencia de la Primera Guerra Mundial, la Prohibición del Alcohol y la Gran Depresión. Esta reacción queda reflejada en el hecho que en los Estados Unidos hubo más ejecuciones en 1930 que en cualquier otra década. El número de ejecuciones disminuyó en los años 40 y, durante el periodo entre 1950 y 1970, la oposición a la pena de muerte empezó a ser más fuerte. Los opositores planteaban que se trataba de un castigo “cruel” e “inusual” (castigos prohibidos por la octava enmienda), cuestionaban el papel y la autoridad de los miembros del jurado para decidir su aplicación y denunciaban la arbitrariedad de la pena de muerte. Después del caso penal de Furman vs. Georgia en 1972, donde el Tribunal Supremo determinó la arbitrariedad de este castigo, muchos estados hicieron cambios en sus leyes sobre la pena de muerte.

Con el tiempo ha habido factores que han comportado la aplicación de enmiendas en las leyes sobre la pena de muerte. Algunos de estos factores son los siguientes: la enfermedad mental, los menores y el tipo de delito. En 2002, la Corte Suprema determinó que el uso de la pena de muerte en ejecuciones de personas con enfermedades mentales es un castigo cruel e inusual y viola la octava enmienda de la Constitución de los Estados Unidos. En lo que respecta a los menores, la Corte Suprema determinó en 2005 que es ilegal ejecutar delincuentes que tenían ocho y diez años cuando cometieron el delito. También, con el tiempo, hay menos delitos que comportan la pena de muerte. Por ejemplo, para ofensas federales, hay cinco delitos que conllevan este castigo: el homicidio, el espionaje, la traición, el tráfico de drogas en grandes cantidades y el intento de matar a alguien que está involucrado en un caso penal. Otro aspecto de la pena de muerte es la inocencia de los condenados. Desde 1973, más de 155 personas, en veinticinco estados, han sido puestas en libertad por demostrarse su inocencia estando en el corredor de la muerte.

La pena de muerte también incluye otros asuntos políticos. El tema del origen étnico, la pregunta sobre su capacidad de disuasión y el elemento financiero son muy importantes en el debate contemporáneo sobre este castigo. Hay algunos estudios sobre la étnia y la pena de muerte que proveen información interesante. En 2014, el Profesor Beckett de la Universidad de Washington estableció que los jurados en Washington son tres veces más proclives a recomendar la pena de muerte para un acusado negro que para un acusado blanco en un caso similar. La revista de Louisiana Law Review publicó un estudio en 2011 que afirma que la probabilidad del castigo de pena de muerte es 97% más probable para las personas cuya víctima era blanca que las personas cuya víctima era negra. Para resumir un poco, un reportaje de 1998 del Profesor Baldus en la American Bar Association estableció que en un 96% de estados donde ha habido estudios sobre la relación entre origen étnico (de la víctima o del acusado) y pena de muerte, se observan patrones de discriminación. Basándose en estos estudios, es evidente que el origen étnico es un asunto que afecta a la pena de muerte.

Un argumento usado a favor de la pena de muerte es que este castigo trabaja como disuasión para delitos muy serios. Pero no es muy claro que este argumento y esta manera de pensar sean precisos. De hecho, un reportaje del Consejo Nacional de Investigaciones titulado La disuasión y la pena de muerte indicó que los estudios que dicen que la pena de muerte tiene un efecto de disuasión en las tasas de asesinato son ¨fundamentalmente defectuosos¨ y no deben usarse para tomar decisiones políticas. Para este tema, es muy interesante examinar las tasas de asesinatos y las ejecuciones de las diferentes regiones de los Estados Unidos. En 2016, el reportaje Uniform crime report, del FBI, mostró que el Sur tenía la tasa de asesinatos más alta, lo cual es muy interesante porque el Sur es responsable de más del 80% de las ejecuciones en los Estados Unidos. Por otro lado, el Noreste tenía la tasa de asesinato más baja y sólo es responsable del 1% de las ejecuciones en los Estados Unidos. Estos hechos demuestran que el argumento sobre la disuasión de la pena de muerte es falso.

Como muchas otras cosas, también hay el elemento financiero de la pena de muerte. Este castigo no es barato; de hecho, frecuentemente la pena de muerte es más cara que el castigo de la vida en la cárcel. Según un reportaje del Dallas Morning News de 1992, en promedio la pena de muerte cuesta 2,3 millones de dólares, tres veces más de lo que cuesta encarcelar a una persona en una sola celda en el nivel de seguridad más alto durante cuarenta años. Además, en 2017, la Comisión de revisión de la pena de muerte de Oklahoma determinó que el coste de los casos con pena de muerte en Oklahoma cuestan de promedio 3,2 veces más que los casos sin pena capital.

La pena de muerte tiene una larga historia en los Estados Unidos y por eso el debate sobre este castigo ha existido durante siglos. Pero el uso de la pena de muerte está decreciendo. En 2009, hubo cincuenta y dos ejecuciones, en 2013 hubo treinta y cinco, y veintitrés en 2017. Por otro lado, el apoyo público para este castigo también es decreciente, aunque todavía hay más americanos a favor de la pena de muerte que americanos que se oponen a ella, según un reportaje del Pew Research Center. La pregunta sobre la pena de muerte tiene un elemento emocional muy grande y el debate sobre su legitimidad va a continuar por muchos años.


Jessica Ritchie

Estudiante de Government en Cornell University
Colaboradora de Justícia I Pau

 

------

Bibliografía

Facts about the Death Penalty.” Death Penalty Information Center. DPIC, mar. 2018. Web. 04 abr. 2018.
History of the Death Penalty.” Death Penalty Information Center. DPIC, 2018. Web. 04 abr. 2018. Web.
Masci, David. “5 Facts about the Death Penalty.” Pew Research Center, 24 abr. 2017. Web. 10 abr. 2018.

------

Titulares actuales sobre la pena de muerte en los Estados Unidos:

He’s on Death Row. But is He Innocent?” (22 de mayo de 2018)
Supreme Court Rules for Death Row Inmate Betrayed by His Lawyer” (14 de mayo de 2018)
States Turn to an Unproven Method of Execution: Nitrogen Gas” (7 de mayo de 2018)
Executions, Death Sentences Up Slightly in 2017” (28 de diciembre de 2017)
What to Do After a Botched Execution” (16 de noviembre de 2017)

Pena de muerte en EE.UU. para traficantes de drogas?” (16 de marzo de 2018)
Oklahoma planea usar nuevo método para la pena de muerte” (16 de marzo de 2018)
Trump pide pena de muerte para atacante de Nueva York” (2 de noviembre de 2017)
Trump quiere recurrir a la pena de muerte para combatir las drogas” (19 de marzo de 2018)
Conmutan pena de muerte a hombre que ordenó matar a su familia” (23 de febrero de 2018)
Posponen ejecución de un hombre tras no hallar vena para la inyección” (16 de noviembre de 2017)