DSCF9383 min

El pasado viernes 14 de febrero, amigos y amigas de Justícia i Pau nos reunimos para celebrar la cena de celebración anual. Un centenar de personas, entre asociadas, voluntarias, caras conocidas y otras de nuevas, disfrutamos de este encuentro que se llevó a cabo en el Restaurante Can Palou de Esplugues de Llobregat.

De carácter festivo, el acto no sólo fue una buena excusa para reencontrarse con amistades, sino que supuso un nuevo impulso para el fortalecimiento de la estructura de Justícia i Pau y de su red. Las inscripciones, de hecho, estaban abiertas a todas aquellas personas que tuvieran interés en la tarea y los proyectos de la entidad, de los que se hizo balance a través de la proyección del vídeo memoria del 2019.

Como no podía ser de otra manera, se aprovechó para hacer un reconocimiento a varias personas vinculadas a Justícia i Pau: a los socios y socias con una antigüedad de treinta años o más -en agradecimiento a su apoyo incondicional y siempre necesario-, a Xavier Badia -por su labor como coordinador del voluntariado de prisiones durante tres largos años-, así como a Anna Sangrà y Blanca Melloni, trabajadoras de la entidad hasta hace pocas semanas, en agradecimiento a los cuatro años dedicados con absoluta entrega y profesionalidad.

El acto, conducido por parte de Silvia Urbina -técnica de la organización- y de Josep Maria Fisa -consiliario de la misma-, contó con parlamentos de Eudald Vendrell -president- y de Eduard Ibáñez -director-, que fue el encargado de dirigir unas palabras a cada una de las personas reconocidas. Se cerró el evento entre canciones, con la convicción bien resumida en uno de los mensajes que presidían la sala, "Si queremos la paz, trabajamos por la justicia", y con el deseo de continuar reencontrándonos tanto en la edición del próximo año, como en los proyectos que están en marcha y en los que vendrán.

DSCF9315 minDSCF9223 min 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DSCF9368 minDSCF9412 min