Nuria Carulla EdO

Articulo de opinión de Núria Carulla, miembro de la Junta de Justícia i Pau de Barcelona.

Tenemos que despertar de la letargia

Para escribir el artículo he repasado la documentación que voy guardando de las noticias que me impresionan más vivamente. Siempre están alrededor de los temas que habitualmente trabajo con la Comisión Norte Sur de Justícia i Pau: pobreza, explotación, guerras del poder, violencia contra las mujeres, niños soldados, emigrantes y refugiados... y un largo etcétera de temas que no paran de salir en los periódicos como realidades que afectan a las personas y poblaciones que no son de aquí.


Entre las noticias que guardo, he encontrado un artículo de Luis Gonzalo Segura que apareció en el diario “Pueblo”, diario on line, el 29 de agosto del año pasado. En este artículo, describe con precisión la situación de guerra y violencia en Sudán del Sur, no de una manera genérica, sino describiendo casos de los cuales ha tenido constancia. Aparte de los muertos, las principales víctimas son las mujeres violadas y torturadas (la violación es una tortura) y los niños secuestrados para ser obligados a ejercer de soldados. Además de describir situaciones de todo tipo, denuncia la connivencia de ciertos personajes de nuestro país que hacen negocios en esos escenarios y se jactan de ser socios del dictador del país.

Los inversores y las empresas multinacionales hacen el agosto en estas situaciones y aún no se nos pone suficientemente la piel de gallina cuando hablamos de ganancias de estas empresas y de los grandes bancos a los cuales confiamos nuestro dinero y a veces les pedimos que nos lo inviertan.

No podemos saber cómo pasará nuestra época a la Historia, pero de alguna manera, las generaciones futuras nos podrían preguntar cómo es que no nos dábamos cuenta de lo que pasaba, de igual forma que se preguntó a los alemanes después de la guerra, cómo es que no advirtieron qué hacían Hitler y sus secuaces.

Ahora llega el congreso de móviles a Barcelona. Es bueno ser la sede de un congreso a nivel mundial, es buena la tecnología que nos ofrecen estas empresas, pero al mismo tiempo, tenemos que exigir transparencia en sus actuaciones y respeto a los Derechos Humanos de todo el mundo. Justícia y Pau con otras muchas entidades participamos del Foro Social, con una mirada complementaria a los éxitos y avances, el día 28 de febrero y 1 de marzo. Invitamos a todas las personas que, además de aprovechar las ventajas de la tecnología, se preguntan cómo llegan estos aparatos a nuestras manos. Miremos el móvil, la tableta, el ordenador e informémonos sobre qué manos los han hecho posibles y en qué condiciones.


Núria Carulla, miembro de la Junta de Justícia i Pau de Barcelona