LOGO Justicia i Pau

Ante la grave situación sanitaria de pandemia que padecemos, Justícia i Pau ha parado todas sus actividades ordinarias presenciales. Hemos cerrado nuestra sede y nuestro equipo técnico trabaja desde casa.

Expresamos nuestra solidaridad con todos aquellos que directa o indirectamente sufren la enfermedad y nuestro agradecimiento a todo el personal sanitario, científico y de emergencias que la combaten.

También nuestro agradecimiento y solidaridad con aquellas personas que, a pesar del riesgo de contagio, trabajan para mantener servicios esenciales o para atender a las personas más vulnerables.

Apoyamos y deseamos el máximo acierto a las autoridades políticas y sanitarias en la difícil gestión de esta crisis. Hacemos un llamamiento para que impulsen todas las medidas necesarias de apoyo y protección a los más afectados, especialmente a las personas más vulnerables y las que se encuentran en situaciones de internamiento y las sometidas a privación de libertad. También todas las medidas económicas excepcionales que sean necesarias para dar apoyo a las empresas, y profesionales y trabajadores que resulten más afectados.

Estamos convencidos de que este flagelo pasará y que nuestra sociedad se podrá recuperar, desde la solidaridad, del impacto que esta situación tiene que generar. A la vez, creemos que esta crisis nos debe ayudar a reflexionar sobre nuestra vulnerabilidad y sobre nuestras prioridades como sociedad en la perspectiva de la promoción del bien común.

Estamos convencidos de que nuestra sociedad sabrá dar un testimonio colectivo de solidaridad, de fraternidad y de responsabilidad personal y comunitaria, a la altura de lo que las circunstancias reclaman. Vemos muestras notables de ello en todas partes.

Nos sumamos a la llamada a la oración que hace la Iglesia y en particular el Papa Francisco en favor de todos los damnificados, de todos los que combaten la epidemia o preservan los servicios esenciales, y para que la podamos superar lo antes posible.

Justícia i Pau de Catalunya
16 de marzo de 2020